No somos inmortales

Es cierto. No lo somos. Pero, desde el día en que venimos al mundo, nos comportamos como si lo fuéramos. Vivimos como si la vida fuera infinita y el tiempo ilimitado, casi ignorando que, desde el momento en que nacemos, empezamos una carrera contra el reloj en la que nunca tendremos las de ganar y nunca sabremos cuánto durará.

No se trata de ser pesimistas. Simplemente, cuando alguien a tu alrededor muere, te acuerdas de que no tienes el don de la inmortalidad. Y curiosamente, eso te puede llevar a vivir aún más intensamente.


No creo que haya que tener miedo a la muerte, es la consecución natural de la vida. De lo que sí que creo que hay que tener miedo es de no vivir esta vida, la que estamos viviendo ahora, en este preciso instante. Porque muchas veces creemos que vivimos, pero no  es así, simplemente dejamos que nuestro corazón lata, nuestros pulmones respiren, pero no vivimos, sólo existimos.

Vivir es perseguir nuestros sueños, luchar por aquello que queremos, por muy distante, lejano o alocado que parezca, e incluso imposible. Pero en muchas ocasiones, el miedo nos atenaza, nos limita, el miedo al éxito, al fracaso, a la burla, al qué dirán... y, cada vez más cercados por los miedos, vamos, cada día, dejando de vivir un poquito más.

Por ello, la muerte de alguien cercano siempre nos devuelve la perspectiva, la idea de que no somos inmortales, de que no tenemos todo el tiempo del mundo. De que es aquí y ahora cuando tenemos que asumir riesgos aunque no sepamos muy bien las consecuencias y de que debemos ir a por aquello que queremos sin pararnos a pensar si es un bocado demasiado grande para que nos los podamos tragar. Y que es en este momento cuando le tenemos que decir a los demás lo que sentimos por ellos, que les queremos, que nos hacen felices o que iluminan nuestra vida, porque, aunque creamos que tenemos todo el tiempo del mundo, no somos inmortales.


Comentarios

Entradas populares de este blog

Entrelazamiento cuántico, almas gemelas y el hilo rojo

PAGANINI ¿VIOLINISTA DIABOLICO?